D-Aquí y la visión clara de su individualidad ante la escena emergente

D-Aquí, banda con raíces argentinas pero ahora radicada en México, definitivamente llegó para quedarse. Fue fundada en 2006 por Dardo Schmeigel y desde ese entonces se cimentaron los primeros frutos de lo que hoy es esta agrupación conformada actualmente por el baterista Ariel Cervantes, el tecladista Oscar Méndez, el bajista Ricardo Vilchis y el guitarrista Marco Zambrano.

 

Platicamos con Ariel y Ricardo sobre la esencia de la banda, su visión sobre lo que actualmente significa crear música dentro de los parámetros de la escena emergente, lo que a la vez crea una comunidad; y por supuesto nos hablaron sobre su material, su manera de trabajar y sus planes a futuro.

 

¿De qué manera describen su esencia como banda? Es decir, ¿Qué es lo que quieren representar visual y musicalmente?

 

Richie: Tendría que definirlo un tanto innovador porque es algo que difícilmente se escucha ahorita. La vibra entre nosotros es increíble, tanto en imagen como en sonido somos muy dinámicos, proponemos bastante entre todos y eso hace que todo sea muy fresco por la comunicación tan fluida que tenemos.

 

Ariel: ¿Sabes qué es lo curioso de esto? Que a pesar de que nuestro disco más reciente “Círculos” salió desde el año pasado; mucha gente nos dice que es un sonido sumamente actual y vigente, así que podría decirse que esa es la vibra que les transmitimos. Sin duda todo esto debemos agradecérselo al talento de Dardo y a que todos nosotros en conjunto logramos crear algo así.

 

Esa conectividad y colaboración que mencionan que hay entre ustedes ¿También la plasman en sus shows?

 

Ariel: Así es. Todos aportamos y todos trabajamos en diferentes áreas en lo que respecta a un show. Como es un proyecto autogestionado -al menos por el momento- todos tenemos nuestras responsabilidades y nuestro nivel de aportación.

 Creo que nosotros como músicos, hemos estado en suficientes proyectos que tienen una u otra carencia y eso te permite aprender de las buenas y malas experiencias y te permite prepararte mejor para el siguiente proyecto. En este caso, creo que todos estamos en el mismo canal y en el mismo nivel de experiencia; ya sabemos qué se tiene que hacer y cómo, hasta dónde hay flexibilidad y qué es lo que se tiene que respetar.

 

Richie: Me parece que es importante porque sin eso no tienes nada estructurado, no hay banda. Entonces es de suma importancia gestionar esas áreas y por supuesto que mientras más miembros, más se reparte el trabajo.

 

¿Qué representa para ustedes el pisar distintos escenarios?

 

Richie: Al principio claro que es muy emocionante ir de escenario pequeño a escenario mediano. Esa transición te provoca muchísima euforia. Después, cuando vas avanzando más en esta carrera, claro que se vuelve el pan de cada día. Pero en mi caso no deja de ser emocionante; por ejemplo, una de nuestras metas es llegar a tocar en un Vive Latino, pero ya sea tocar en un escenario así de enorme ante miles de personas o tocar en el Alicia con un show más íntimo, es igual de increíble. Yo lo defino de esta forma: cuando estoy fuera del escenario soy yo, soy esta persona; cuando me subo, soy otra persona completamente distinta que hace una conexión/interacción visual, emocional y corporal con mi público.

 

Ariel: En mi caso, yo estuve en D-Aquí desde sus inicios en México. Cuando llega Dardo a la ciudad en diciembre y empezamos a rearmar todo y después ver cómo ideábamos nuevas estrategias para aprovechar todo lo que él ya había hecho en Argentina; jalar a las personas correctas e idear la manera de llegar a las personas correctas también; el ver que todo esto ha ido creciendo de manera que ya hemos logrado pisar varios escenarios incluyendo la Ciudad de México y Guadalajara; ha sido muy bonito. No tengo hijos, pero puedo imaginar que se siente justo como eso, ver cómo tu bebé va creciendo y va archivando logros en su vida. El hecho de ver que el proyecto va avanzando con pasitos chiquitos todos los días se siente muy bien.

 La verdad estoy muy agradecido con la gente que nos ha apoyado. De inicio son tus amigos, (como cualquier banda emergente), pero la verdad es que el trabajo del disco le ha resultado muy atractivo al público. Lo están consumiendo mucho y lo están aceptando perfecto. Eso nos ha permitido tener cada vez más shows y la frecuencia ha aumentado también.

 

Richie: Además el proyecto va a muy buen paso, demasiado bien, ha avanzado increíble.

 

Ariel: ¡Sí! Es que la ventaja aquí, es que el proyecto no empezó de cero en ningún momento.

 

¿Se les ha presentado alguna dificultad o restricción económica a la hora de grabar en el estudio?

 

Ariel: No porque tenemos muchos amigos que cuentan con estudios; que cuando escuchan un buen proyecto nos facilitan mucho las cosas. Además, Dardo es productor y eso es un mega plus. Él tiene muy definida la idea de cómo tiene que ser el sonido, cuál es nuestro concepto musical, qué tipo de armonías e instrumentos se necesitan y todo lo que engloba a nuestro sonido; lo cual aparte de admirarse es una gran ayuda. Afortunadamente no nos hemos enfrentado al hecho de no tener dinero para grabar; lo que sí, es que a veces es complicada la inversión para seguir evolucionando y creciendo el proyecto porque todo es inversión: marketing, publicidad, sesiones de fotos, etcétera. Pero tampoco nos detenemos por eso y somos muy creativos así que nos las ingeniamos para solucionar lo que necesitemos.

 

Hasta ahora, ¿cómo llevan la relación con sus seguidores y la gente que los ha apoyado?

 

Ariel: Creo que nos ayuda la imagen que intentamos transmitir como banda.

 

Richie: Muy profesional

 

Ariel: ¡Sí! Profesional y muy nice. Gracias a eso, hemos recibido lo mismo de la gente. Acabamos de tener un evento donde celebramos 100k reproducciones; hicimos una convivencia con seguidores, y ahí fue donde me di cuenta que la gente que sigue nuestro trabajo es gente muy linda.

 

Además, la relación fan-artista es un vínculo que se tiene que cuidar bastante ¿no?

 

Richie: Así es. Se tiene que cuidar mucho. Tiene que haber una retribución siempre con sentido de gratitud a su apoyo. Por ejemplo, una de mis grandísimas influencias es Dave Grohl de los Foo Fighters. Cuando vi que en el escenario es el tipo más rockstar del mundo pero que también es la persona más humilde y linda que existe; yo quise seguir su ejemplo y ser como él. Me inspiró para ser así.

 

Ariel: Yo siempre siento bien bonito cuando me piden una foto o cuando me piden que les firme algo.

 ¿Sabes? A mí me ha tocado presenciar en vivo la humildad y sencillez que se carga Rubén Albarrán. Hace unos meses nos invitaron con la Orquesta Pérez Prado a un show en Puebla; ahorita esa orquesta comparte algunos temas con Rubén. Terminando el show, se fue a ver a la gente que lo estaba esperando y todos se volvieron locos entre tanto jaloneo; y aún así él con toda tranquilidad y buena onda intentaba calmar la situación y aún así convivió con ellos a pesar del tumulto. Eso también resulta algo inspirador para ser un artista con una vibra como la de él.

 

Bueno ¿y qué nos trae D-Aquí próximamente?

 

Ariel: Queremos tomar ventaja de nuestro más reciente material “Círculos” que salió apenas el año pasado. Una de nuestras metas de mayor prioridad es terminar algunos vídeos promocionales como el de nuestro sencillo “Sophia”, el siguiente es “Mientes”; ya estamos trabajando en eso. Sí tenemos nuevo material pero ese saldrá hasta el año que viene porque todavía lo seguimos trabajando.

 

 

No pueden perderse a D-Aquí en su próximo show el próximo jueves 15 de agosto en Pan y Circo, en la colonia Roma, Ciudad de México.

No hay descripción de la foto disponible.

Comments

comments

zannihp
uampanther@gmail.com


Wishlist 0
Open wishlist page Continue shopping
A %d blogueros les gusta esto: