Categories
#DIFUZIONATE EVENTOS GALERIA DE FOTOS MÉXICO MÚSICA Photography RESEÑAS DE CONCIERTOS

Deambulando de placer con Los Espíritus en el Beat 803

Texto: Alaide Rodas.
Fotografía: Yazmín Tlaxcala.

Empezando el último mes del año, en compañía de los argentinos que han dado otro sentido a la escena musical de habla hispana, con sus diversos riffs, explosión de sonidos, crítica al sistema y su embrujo vocal, hicieron que la noche fuera un verdadero estallido electrificante en el Beat 803.

Te dejamos un poco de esta noche de Kawamona

Abriendo la velada se presentaron los chicos de Kawamona, banda poblana integrada por su vocalista Genesis, en la guitarra a Gámez, y a Palma en la batería, con su rock experimental nos presentaron rolas como “Hombre Puma”; nos recuerdan que en la ciudad hay bandas trabajando duro, abriendo trecha para futuros encuentros.

Antes de las 22 hrs frente a nosotros se hacen presentes Los Espíritus, integrado por Maxi Prietto (guitarra y voces), Miguel Mactas (guitarra), Martín Ferbat (bajo), Pipe Correa (batería y percusión) y Santiago Córdoba (congas y shekere), iniciando con “El servidor” dando una pequeña probadita de lo que nos esperaba, si el ritual psicodélico empezaba, seguido de “La mirada” nos envolvieron en sus guitarras para adueñarse de nuestros sentidos, contrastando un poco se hace presente “El viento” otra rola de su Agua Ardiente, empieza el baile tortuoso justo con “El árbol de los venenos” recordándonos que hay total influencia de Hendrix en sus raíces, y lo agradecemos de una sola forma; conectándonos y dejándonos llevar de la mano, poco a poco, disfrutando de las poderosas cuerdas que arrastran poder y armonía.

La quinta interpretación fue “Jugo”, seguido de “Destino”, “Semillas de luz”, “Cigarros y tragos” para llegar a “Motivos” en ese momento, el foro era una sola voz retumbante.

Envolviéndonos en un exquisito blues, con diversos sonidos experimentales, de su más reciente material Caldero “Ola blanca”, “Las armas las carga el diablo” cerrando con “Las sirenas” y así es como terminaba su primer encore, todos a la expectativa, sin percatarse que el tiempo se deslizaba sigilosamente, que se necesitaba seguir nutriendo el alma con más notas para no salir del camino.

Después de risas, sorbos prolongados, se incorporan con “Vamos a la luna”, el ritual siguió ardiendo con fuerza para llevarnos a escuchar “Noches de verano” y “La rueda”, avivando el dolor, la furia y los cuerpos con “Huracanes”.

Te dejamos un poco de esta noche: 

Salen del escenario, el público ansioso, con esperanzas de que regresen por última vez, y el quinteto hizo nuevamente que se liberaran todos los espíritus, volvieron con “Mares” para rematar con “Los echaron del bar”, el cierre perfecto para un domingo primero de diciembre.

Las trincheras tienen nombre, cara, notas exactas y puras, el medio perfecto para manifestarse.

Checa nuestra galería:

 

Todos los asistentes pudimos disfrutar de una gran noche, un recuerdo difícil de olvidar, ahora nos queda esperar su próximo material, que sin duda estará inyectada de mucha energía y nuevos retos sonoros que con gusto estamos ansiosos por escuchar.

Difuzionate estuvo presente para mostrarte lo mejor de tus artistas favoritos

Agradecemos a Beat 803

Comments

comments

Leave a Reply